19.12.07

Nuit de Ballet

Creo que eran las 7 de la noche cuando me llamaron mis tíos hace una semana, para preguntarme si quería ir con ellos a ver el Cascanueces, al complejo cultural Siglo XXI. Antes de escuchar sobre el lugar y el evento, quiero mencionar que me sorprendió un tanto la invitación ya que rara vez suceden cosas semejantes como salir con mis tíos. Total que acepté y esperé una semana a que llegara el día.

Finalmente el dia de ayer salí un poco más temprano del despacho, anticipando el asqueroso tráfico que últimamente ha habido en la ciudad. Y es que creanme que no lo entiendo, o todo mundo decidió que por estas fechas lo mejor sería comprar un coche y porque no, igualar los imecas de la ciudad de méxico, o simplemente disfrutan del agobio existencial que produce estar más de 30 minutos en un espacio cerrado, en México no existe la claustrofobia. Total que finalmente llego a mi casa, hago un agil e inteligente cambio de zapatos, tomo una bufanda y junto con mis tíos nos fuimos a la función. Creo que para todo urbanista sería un sueño venir a Puebla, ya que todo lo que los canones dicen que no debes de hacer, lo tienes todo junto aquí; por mencionar algunas cosas, están las banquetas que no son más que adornos caros para la carpeta asfáltica tan deteriorada que tenemos. Parece ser que es un razgo distintivo la cantidad de baches que hay por cada metro cuadrado en la ciudad, la iluminación pareciera que es como el árbol de navidad de una familia pobre que solo lo prenden la noche buena, de hecho me pregunto si las luminarias tendran foco, los espacios públicos están planeados para el libre y buen transito de los coches, por lo que los creadores de Cars de Pixar serían felices de haber motivado semejante hazaña. Y no obstante eso, es un caos auditivo el que provoca algún gandalla sin educación, que por tratar de fregar a algunos cuantos empieza a meterse por lugares indebidos hasta que atora el tráfico, después de casi atropellar a alguna abuelita que está cruzando por un lugar por el que 3 señales le indican lo contrario.

Finalmente a unos escasos metros del complejo cultural, empieza a existir una plaza, donde al final unas escaleras suben a un tipo como de trampa de Jurassic Park que es bastante claro el mensaje "Si no tiene boleto... alejese de aquí y ni se atreva a ver el edificio". Afortunadamente yo no era una de estas personas, tome mi boleto, avance seguro hacia estas rejas, pasé y estaba listo para disfrutar de un muy buen espectaculo.

Sinceramente desconocía este edificio, había leído muchas criticas y escuchado otras tantas, sobre si era el lugar indicado, sobre si era un acierto, etc. A primera impresión y por el tamaño monumental de este, me inspiró cierto respeto, desafortunadamente para el edificio, soy arquitecto y moriría si no tuviera una opinión al respecto de este, es una porquería. Tiene aspectos sociales positivos, como la cantidad y la calidad de los espectáculos que andan viniendo a Puebla. Excluyendo artistas basura como Kudai, Motel, entre otros miles de grupitos que porque tuvieron una sola canción de exito, creen que pueden ir a hacer ruido a un lugar como este. Sin embargo, esta era una ocasión especial, "El Cascanueces" por la mismísima compañia de ballet de Moscú. Sin embargo el edificio, no deja de ser una solución económica a un problema urbano y a un lujo de ciudad. Funcionalmente creo que esta bien resuelto, hablando estrictamente del edificio, supongo que habrán abierto cualquier Plazola o el mismo Neufert, copiaron el funcionamiento y voilà, ya que todo lo exterior a este carece de todo tipo de planeación; los acabados dejan mucho que desear, el diseño también; y mi argumento es el siguiente: si ya se esta gastando una millonada por esto, porque en primera no se contrata un arquitecto de ideas nuevas, México y en especial esta ciudad, esta llena de edificios viejos de arquitectos viejos que ya no pueden hacer más por la arquitectura, como el caso del siglo XXI, que de moderno solo tiene el nombre. Un dialogo tan pobre y sin sentido, con una justificación tan tonta para la fachada, como aquel que en Barcelona quiere citar a Gaudí y buscar identidad, aquí lo más inteligente que se les ocurrió fue un "Puebla=Talavera".

En fin, el espectaculo. Me dio una tristeza terrible ver que la gente no esta educada o preparada para algo como el Ballet. Esperaba llegar y ver personas bien vestidas, pero no, ahi encontrabas desde ese remedo de personas que tienen un estilo emo, uno que otro hippie wannabe, entre otras muchas cosas. Y parece que el buen vestir esta destinado a personas mayores de 40 años. Luego, nunca entendí para que diablos llevan los padres inconcientes a ver esto a niños de menos de 10 años, es más, yo considerería la edad mínima para esto debería ser los 20 años. Ya que en verdad es aburrido y estoy casi seguro que la mitad de estas personas fue con la intención de ver a Mickey Mouse dirigiendo esto al más puro estilo de Fantasía. Supongo se habrán llevado una gran desilución.

Luego, como es costumbre en esta ciudad, la maldita puntualidad, que tiene el poblano promedio con los horarios. El boleto decía a las 8:00 PM y como es costumbre eran 8:05 y la gente seguía tomando sus asientos, lo que me lleva a una segunda y gran queja, no saben lo molesto que es ver una puesta en escena así, con una señora de 50 años a mi lado, que pretende saber todo sobre el Ballet y el Cascanueces en particular, todo esto mientras mastica unas papas fritas que huelen a cebolla entre otros menjurges, mientras pasa el bocado con un trago de pepsi, seguido de un asqueroso "aghhhhh" al despegar la boca de la botella. Finalmente con 30 minutos de retraso, empieza la función. Definitivamente valió cada peso invertido en estos artistas, y todo hubiera sido perfecto, si la gente después de cada salto, no les hubiera aplaudido, por momentos estaba esperando que en medio de un aplauso no programado, se desconcentrara el bailarín y saliera volando del escenario, cosa que nunca paso. Llega el intermedio, anuncian 15 minutos que otra vez por la irresponsabilidad con el tiempo duro media hora.

El espectaculo termino según lo programado a lo mejor un poco más largo de los esperado, porque no se si en verdad fue un espectáculo sin igual, o simplemente la gente no tiene ni idea de cuando se tiene o no que aplaudir; y supuse esto porque precisamente al finalizar, la gente aplaudía tanto que los artistas no podían meterse.

Y así fue esta noche de ballet en donde espero algún día espero ver cambios y disfrutar más de las actividades de mi ciudad.

2 comentarios:

arquitec[TaL] dijo...

QUe suerte que te hayan invitado a ver el cascanueces. Este año yo me quede con las ganas.

No podría estar más de acuerdo en que Puebla a nivel urbano esta fatal. Verdaderamente sería necesario que alguien se tomara en serio la urbanización y resolvieran el caos vial que han organizado.

En cuanto al siglo XXI pues que más se puede decir, definitivamente deja mucho que desear. Claro, que me da gusto que esten llegando a Puebla algunos eventos interesantes como ballet, opera, y algunos conciertos. Lo que es triste es que la gente asiste por que "se ve bien" es de " gente bonita" y salen en el rostos jajajaja... desafortunadamente los precios en ocasiones son tan altos que no son faciles de pagar para la gente que verdaderamente esta interesada.

Y bueno tengo que decir que difiero contigo en una cosa. Yo sé que es nefasto que haya niños chiquitos que no entienden y stan aburridos y no dejan que te concentres, pero me pongo a pensar que si no los llevan desde chicos como a los 20 años lo vas a obligar a ir y esperar que le guste. Creo que es una educación y si no te la inculcan desde pequeño es dificil que la entiendas después.

Como siempre un gusto de leerte.
Besos

zoe dijo...

Feliz año nuevo! [cambié de blog]